Recomendamos utilizar ecografias posteriores a la semana 20, para poder así ofrecer mayor detalle en los rasgos de su futuro bebé.